La Magia en Rutenia

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La Magia en Rutenia

Mensaje por Admin el Dom Mayo 28, 2017 7:27 pm

Desde la creación del reino ha existido la magia como uso oficial, a excepción de la nigromancia. El reino poseía en sus inicios una población mixta entre humanos y no-humanos, teniendo los reyes una fuerte instrucción mágica, fuese práctica o teórica, y los hechiceros gozaban de prestigio y poder, estando algunos casados con nobles, y en una ocasión con un rey. Sin embargo, la expansión del reino, combatiendo contra entes no comunes, y la mayor reproducción humana han hecho aumentar, con el paso del tiempo, la desconfianza entre cualquier relación de la magia con los humanos.

Esto se vio agravado por el uso indebido de la magia en varias ocasiones, causando desastres de diverso tipo que afectaron al reino durante años. Paulatinamente los magos han ido perdiendo el respeto y la influencia sobre el reino, hasta tal punto que ningún noble se rebajaría a la hechicería. A la par la magia en sí misma se ha ido manifestando cada vez menos. En el año de nuestro señor 997, solo existen dos escuelas mágicas, que enseñan en zonas remotas del reino, y en las que muy pocos tienen éxito, tanto por el hecho de la exigencia de la magia, como por el que solo pocos pueden dominarla.

En las últimas décadas, ha habido numerosos abusos contra los magos, siendo encarcelamiento y ejecuciones comunes sobre la actual escasez de usuarios mágicos. También se han realizado numerosos destierros sobre los usuarios de esta, a menudo expropiando sus propiedades. Los magos incitaron una revuelta en 991, pero su fracaso solo ha causado una represión mayor, y el tachamiento como la mayoría de ellos de herejes y criminales.

Admin
Admin

Mensajes : 832
Fecha de inscripción : 06/04/2016

Ver perfil de usuario http://vrutal-rol.foro-activo.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.